Qué es el Opus Dei

Comparte
Enviar Imprimir Facebook Tuenti Twitter
Tamaño de letra
“Allí donde están vuestros hermanos los hombres, allí donde están vuestras aspiraciones, vuestro trabajo, vuestros amores, allí está el sitio de vuestro encuentro cotidiano con Cristo. Es, en medio de las cosas más materiales de la tierra, donde debemos santificarnos, sirviendo a Dios y a todos los hombres” (S. Josemaría Escrivá, Conversaciones con Mons. Escrivá de Balaguer, 113).


VÍDEOS SOBRE EL OPUS DEI


Buscar a Dios en la vida ordinaria

El Opus Dei, fundado en 1928 por San Josemaría Escrivá de Balaguer, es una institución de la Iglesia Católica, cuya misión consiste en difundir el mensaje de que el trabajo y las circunstancias ordinarias son ocasión de encuentro con Dios, de servicio a los demás y de mejora de la sociedad.

En 1941 fue aprobado por el obispo de Madrid, y en 1947 por la Santa Sede. Desde 1982 es una Prelatura personal, figura jurídica que permite el desarrollo de tareas pastorales específicas, y que forma parte de la estructura jeràrquica de la Iglesia. Las prelaturas personales pueden estar compuestas por laicos y clérigos que, bajo la autoridad de un prelado, llevan a término la misión propia de la prelatura.

Las personas del Opus Dei procuran, con su ejemplo y su palabra, acercar a Dios a sus amigos, colegas, parientes... Esta labor apostólica redunda en beneficio de las parroquias y de las iglesias locales: los frutos son conversiones, una práctica más asidua de los sacramentos, la difusión del Evangelio, iniciativas de solidaridad con los más necesitados, colaboración en catequesis, etc.

Mensaje

Todos los bautizados son llamados a seguir a Jesucristo, a vivir y dar a conocer el Evangelio. La finalidad del Opus Dei es contribuir a esta misión evangelizadora de la Iglesia Católica. Algunos rasgos del espíritu del Opus Dei son:

Filiación divina. Desde su bautismo un cristiano es hijo de Dios. La formación que proporciona la Prelatura promueve en los fieles cristianos un vivo sentido de su condición de hijos de Dios, y les ayuda a conducirse de acuerdo con ella: fomenta la confianza en la providencia divina, la sencillez en el trato con Dios y con los demás.
Vida ordinaria. «En medio de las cosas más materiales de la tierra es donde debemos santificarnos, sirviendo a Dios y a todos los hombres», decía san Josemaría Escrivá. La familia, el matrimonio, el trabajo, son oportunidades de tratar y de imitar a Jesucristo, procurando practicar las virtudes humanas y cristianas.
Santificar el trabajo. Buscar la santidad en el trabajo significa esforzarse por realizarlo bien, con competencia profesional y con sentido cristiano, es decir, por amor a Dios y para servir a los hombres.
Oración y sacrificio. Los medios de formación del Opus Dei recuerdan la necesidad de cultivar la oración y la penitencia propias del espíritu cristiano. Los fieles de la Prelatura asisten diariamente a la santa Misa, dedican un tiempo a la lectura del Evangelio, acuden con frecuencia al sacramento de la penitencia y fomentan la devoción a la Madre de Dios.
Unidad de vida. El fundador del Opus Dei explicaba que el cristiano no ha de «llevar una especie de doble vida: la vida interior, la vida de relación con Dios, por un lado; y por otro, diferente y separada, la vida familiar, profesional y social». Por el contrario, señalaba san Josemaría, «hay una única vida, hecha de carne y de espíritu, y esa es la que tiene que ser –en el alma y en el cuerpo– santa y llena de Dios».
Libertad. Los fieles del Opus Dei son ciudadanos que disfrutan de los mismos derechos y están sujetos a las mismas obligaciones que el resto de los ciudadanos, sus iguales. En sus actuaciones políticas, económicas, culturales, etc., obran con libertad y responsabilidad personales, sin involucrar a la Iglesia o al Opus Dei en sus decisiones ni presentarlas como las únicas coherentes con la fe. Esto implica respetar la libertad y las opiniones ajenas.
Caridad. Los cristianos son testigos de Jesucristo y difunden su mensaje de esperanza entre parientes, amigos y colegas, con el ejemplo y con la palabra. Ese afán por dar a conocer a Cristo es inseparable del deseo de contribuir a resolver las necesidades materiales y los problemas sociales del entorno.

Personas

El Opus Dei está constituido por un Prelado, un presbiterio propio, y laicos tanto mujeres como hombres. En el Opus Dei no existen distintas categorías de fieles. Existen simplemente maneras diversas de vivir la misma vocación cristiana según las circunstancias personales de cada uno: solteros o casados, sanos o enfermos, etc. La mayoría de los fieles del Opus Dei (actualmente, alrededor del 70%) son supernumerarios: se trata en general de hombres o mujeres casados, para los que la santificación de los deberes familiares forma parte primordial de su vida cristiana.

El resto de los fieles de la Prelatura son hombres o mujeres que se comprometen a vivir el celibato por motivos apostólicos. Las agregadas y los agregados viven con sus familias, o allí donde les resulte más conveniente por razones profesionales.

Tanto las numerarias como los numerarios ordinariamente viven en centros del Opus Dei, para que las circunstancias les permitan permanecer plenamente disponibles para atender las labores apostólicas y la formación de los otros fieles de la Prelatura. Las numerarias auxiliares se dedican principalmente a la atención de los trabajos domésticos en los centros de la Prelatura, como una actividad profesional.

Los sacerdotes de la Prelatura provienen de los fieles laicos del Opus Dei: numerarios y agregados que, libremente dispuestos, son invitados por el Prelado a recibir las órdenes sagradas. Otros sacerdotes, de diferentes diócesis, se asocian al Opus Dei, formando parte de la Sociedad Sacerdotal de la Santa Cruz, para buscar ayuda espiritual en su camino de santidad y su trabajo pastoral, continuando bajo el régimen de su propio obispo.

Una característica del Opus Dei es el ambiente de familia cristiana. Este tono familiar está presente en todas las actividades que la Prelatura organiza. Se materializa también en el ambiente acogedor de los centros, en la sencillez y confianza en el trato, y en las actitudes de servicio, comprensión y delicadeza en la vida cotidiana que se procuran siempre vivir. Forman parte de la Prelatura más de 89.000 personas, de las cuales cerca de 2.000 son sacerdotes. Del total de fieles, aproximadamente la mitad son mujeres y la otra mitad hombres.

Actividades

«La actividad principal del Opus Dei consiste en dar a sus fieles, y a las personas que lo deseen, los medios espirituales necesarios para vivir como buenos cristianos en medio del mundo», explicaba el fundador.

Medios de formación. Los fieles de la Prelatura asisten a clases semanales, también denominadas círculos, sobre temas doctrinales y ascéticos. Participan en un retiro mensual, que consiste en dedicar algunas horas, un día al mes, a la oración personal y a la reflexión sobre temas de vida cristiana. Además, asisten anualmente a un curso de retiro espiritual. Se facilitan medios de formación análogos para los cooperadores, los jóvenes que participan en la labor apostólica de la Prelatura, y cualquier persona que desee recibirlos.

Apostolado. La evangelización que cada fiel de la Prelatura realiza a su alrededor es el apostolado más importante del Opus Dei. Se trata de una labor de testimonio en el trabajo y en las circunstancias habituales en las que se desarrolla la vida de cada uno. En consecuencia, la labor de los fieles del Opus Dei no se limita a un campo específico, como la educación, la atención a los enfermos o la ayuda a los discapacitados. La Prelatura trata de recordar a todos los cristianos que, sea cual sea la actividad a la que se dediquen, es necesario que cooperen para solucionar cristianamente los problemas de la sociedad, y que den testimonio constante de su fe allá donde estén.

Obras corporativas. Son promovidas por fieles del Opus Dei y cooperadores, junto con otras personas. Tienen la garantía moral de la Prelatura, que se encarga sólamente de su orientación cristiana. Son iniciativas educativas o asistenciales de carácter civil, sin ánimo de lucro y con una finalidad apostólica y de servicio.

Obras de san Josemaría

- Consideraciones espirituales

Camino. Puntos de meditación para ganar en amistad con Dios
Surco. Puntos sobre las virtudes humanas en las que hay que fundamentar la vida de los cristianos
Forja. Puntos de carácter autobiográfico, dirigidos a fomentar la oración personal y acompañar a lo largo del itinerario de la vida cristiana


- Recopilaciones de homilías

Es Cristo que pasa. Sobre los grandes momentos del año cristiano.
Amigos de Dios. Homilías que, a partir del Evangelio, reflexionan sobre las virtudes cristianas.
Amar a la Iglesia. Textos sobre la Iglesia, el sacerdocio católico y la unión de los cristianos.


- Vida de Cristo

Santo Rosario. Breves narraciones para meditar sobre los misterios del Rosario
Via Crucis. Relato de la muerte de Jesucristo y consideraciones sobre el sufrimiento, el perdón y el amor infinito de Dios.


- Entrevistas

Conversaciones con Mons. Escrivá de Balaguer. Entrevistas publicadas en Time, Le Figaro y New York Times, entre otros.


Para saber más

Oficina de Información de la Prelatura del Opus Dei en España

c/ Castelló 115, 2º
28006 Madrid

Web: www.opusdei.es

Correo electrónico:
info@opusdei.es

Teléfono: 91 – 563 47 82

Torreciudad Santuario de Torreciudad
22391 Torreciudad (Huesca)
Tel: 974 30 40 25
info@torreciudad.org
Colaboran
Turismo de Aragón Fundación Cardenas Rosales
¿Qué es Torreciudad?
-------------------------------------------
Organiza tu visita
-------------------------------------------
Vive el santuario
-------------------------------------------